entrevista a Carlos Carlín


(NOTA: nos tiraron la web de la revista, mientras tanto, en este canal. Que se cuiden los malditos!)


SOBRE LAS TABLAS: CARLOS CARLÍN

 

Entrevista: Eduardo Marchena

Fotos: Ricardo Campana Wissar

Edición y Tras el telón: Giancarlo Poma

Carlos Carlín es uno de los artistas más respetados y queridos de la escena local. Polifacético como pocos, ha incursionado recientemente en el periodismo como columnista de Perú 21 y conductor de un programa en Radio Capital. La segunda temporada de Volpone nos permite volver a disfrutar de su maquiavélico personaje “Mosca”. Excusa más que suficiente para una conversación Sobre las tablas.

La asistenta de prensa nos encuentra en la puerta del teatro Británico. Carlín llega al poco rato y nos saluda con un fuerte apretón de manos. Sólo contamos con quince minutos, luego de los cuales todo el elenco de Volpone debe reportarse en los camerinos. Presurosos, subimos al segundo nivel y nos acomodamos en unas butacas de la primera fila. Tenemos una vista panorámica del escenario, donde algunos de los actores ensayan la secuencia musical de la obra. Queda claro que ciertas partes de la entrevista tendrán que ser en voz alta.

MONTESINOS EN VOLPONE

Volpone se cuenta entre las mejores obras del año pasado. No media ni un mes entre el fin de la primera y el inicio de esta segunda temporada. ¿Esperaban un éxito tan contundente?

Cuando inicias un proyecto siempre esperas que te vaya bien. El éxito de este montaje se traduce en el hecho de que la gente entendió lo que queríamos decir, lo que el montaje quería decir, y lo que Roberto (Ángeles) quería decir. También nos hemos encontrado con sorpresas que confirman ciertas ideas que teníamos.

Interpretas a “Mosca”, un  sirviente que intenta apoderarse de la fortuna de su amo. En una oportunidad te escuché decir que tomaste como referente a Vladimiro Montesinos para la construcción del personaje. Cierto que los dos son maquiavélicos, pero, ¿qué tomaste, en específico, de Montesinos?

Aparte del acento arequipeño, lo arribista y traidor, el hecho de ser un hombre que quería “blanquearse”; el monstruo que surge al ver el dinero. Creo que eso, sumado a algunas particularidades en el maquillaje y la voz.

Te diré que más que a Montesinos, “Mosca” me recordó a “Tony” de Pataclaún. Me explico, Tony era un tipo tan odioso como simpático. Un villano con gracia, podría decirse. Algo de lo que Montesinos carecía, mientras que a Tony le sobraba.

Bueno, creo que eso es un piropo para Tony. No sé si para mí (risas).

Un personaje que se roba la escena cada vez que aparece es el del Virrey Amat, interpretado por Leonardo Torres Villar, un oportunista que no pocas veces abusa de su poder. En una entrevista anterior, has mencionado que el público lo aplaudía cuando salía a escena, como si le tuviera un especial aprecio. ¿A qué atribuyes ese afecto tan particular?

Lo más sorprendente es el aplauso a la salida. Eso es una constante. Creo que lo aplauden porque fue autoritario, puso orden y robó. Fue el más pendejo.

Eso me resulta familiar.

¡Claro! Montesinos, Fujimori. Aquí aplaudimos el orden.

También la mano dura.

Y con eso se pone en evidencia la idea de que no importa cuánto robes mientras hagas las cosas bien.

¿Qué fue lo que más te gustó de interpretar a “Mosca”?

El proceso. La transición de ser, como tú decías, encantador, simpático. Todo para luego convertirse en un monstruo.

Eso debió ser difícil. ¿Qué otro reto supuso?

Buscar el esquema vocal del personaje. Me sirve mucho trabajar con un esquema para buscar una característica distinta a la mía. Lo he ido encontrando a lo largo del proceso. Creo que, en esta segunda temporada, el resultado del trabajo será mejor.

¿De las escenas en las que apareces, cuál fue la que más te gustó?

Cuando me estoy volviendo loco, cuando el monstruo empieza a surgir. Normalmente, hago papeles más graciosos, pero a veces tengo la oportunidad de sacar a ese “monstruito” que también soy.


EL MAESTRO Y KAFKA CLAUN

Durante la conferencia de prensa del pre-estreno de Volpone, te pregunté cuál era el rasgo más importante del trabajo de Roberto Ángeles. Me contestaste que su claridad y lucidez para utilizar un texto teatral y adaptarlo a una época determinada. Pero en el trato directo y continuo con los actores, ¿qué podrías mencionar acerca de su estilo de trabajo?

Roberto es mi profesor y mi amigo. Creo que soy el actor que más tiempo ha trabajado con él. Hay varios procesos. Desde 1993 o 1994, cuando se estrenó mi primera obra con él, Metamorfosis, se han dado varios procesos. Varios “Robertos”.

¿Tú eras Gregorio Samsa?

No, Miguel Iza era Gregorio Samsa. En la obra de Kafka, Samsa tiene una hermana. Pero en el montaje era un hermano y yo lo interpreté. Era una obra en claun.

Has definido a “Mosca” como un limeño de hoy. ¿En qué dirías que se diferencia de un provinciano?

La criollada. La necesidad de bajar al otro y de ascender a aquello que uno cree que es lo deseable, lo que uno “tiene que ser”.

Cuando entrevisté a Shantal Young Onetto le mencioné el nombre de algunos actores para que me dijera lo primero que pasara por su mente…

¿Qué dijo de mí?

Tu nombre fue el primero de la lista, y me dijo que eras un maestro. Que la habías apoyado y ayudado muchísimo. Que incluso habías sido tú quien le comentó a Roberto Ángeles sobre ella. ¿Cómo y cuándo fue que la conociste?

Rocío Tovar me la presentó porque estábamos produciendo, con Raquel en Llamas, la obra Feisbuk, y Shantal cantaba ahí. Me cayó muy bien, también escuché su música y cómo canta. Cuando hablé del proyecto (de Volpone) con Roberto, me enteré de que se necesitaba a alguien que cantara. Si bien no tenía experiencia como actriz, me pareció que lo llevaba en la sangre. Ha actuado muy bien, tiene todas las ganas de aprender y está en el taller de Roberto. Es muy colaboradora. Ella es la nueva generación de los Onetto.

PERIODISTA Y PRODUCTOR

Hablemos sobre tu programa en Radio Capital. ¿Cómo eliges los temas a tratar? Básicamente, es trabajo de mi productora. Ella me sugiere temas y conversamos. Juntos trabajamos muy bien. Si hay algo que cambiar lo cambiamos. La dinámica consiste en que yo me sienta cómodo con el tema o que sea necesario tratar ese tema, en particular, por el contexto o la coyuntura.

Entrevistaste a Luciana León con motivo de una ley de mecenazgo para eventos culturales.

Sí, y la ley estaba cerca de aprobarse. Después de que la presentamos en el Teatro Mario Vargas Llosa se tuvo que hacer algunas correcciones. Se supone que tales correcciones la dejaban lista para ser aprobada.

Eres una de las “cabezas” de la productora Raquel en Llamas. Han producido Una gran Comedia Romana, de gran éxito comercial; pero también En casa/en Kabul, un montaje orientado a un tipo de público más reducido. ¿Qué criterio usan para decidir qué obra montar?

Además de hacer obras para teatros grandes como ¿Donde está el idiota?, también es necesario que la productora participe en montajes de otro tipo. Bicho y En casa/en Kabul fueron bien recibidas por el público. Este año, más bien, nos concentraremos en “hacer caja” (risas).

Entiendo que van a reponer ¿Dónde está el idiota?

No, en realidad es otra versión de El idiota. Lo que pasa es que Francis Veber ha escrito varias obras en las que incluye a su personaje “Piñón”, el Idiota.

¿Y de qué va este nuevo episodio?

Esta vez, Piñón decide suicidarse. Es otro episodio más en la estúpida vida de Piñón (risas). Toma una habitación de un hotel en donde también hay un francotirador que está a punto de matar a un candidato presidencial. Paul Vega es el francotirador. Y yo, otra vez, soy el Idiota.

Pregunta obligada. Se habla mucho de un nuevo Boom en el teatro peruano. ¿Qué opinas al respecto?

No sé si hay un Boom. Se hace teatro desde hace mucho tiempo… Sí, hay un avance. Creo que la gente se acerca más al teatro. Creo que lo que hicimos con Raquel en Llamas hace seis años, tomando un teatro como el Peruano Japonés, ha servido. Alquilar un teatro, asumir un riesgo, poner montajes seguidos invirtiendo de nuestro bolsillo porque no teníamos auspicios. El esfuerzo también contribuyó a abrir la cancha para que Plan Nueve abriera un teatro como el Vargas Llosa. Así es como gente de San Borja y otros lugares empezaron a frecuentar el teatro. Hay nuevos dramaturgos y nuevas propuestas. Ahora, ¿un Boom?, no lo sé. El teatro va mejorando, pero creo que depende de en qué medida la empresa privada participe. Si participa, se va a dar un fenómeno más interesante. El Boom se dará cuanto podamos tener una obra como ¿Dónde está el idiota?, otra como Volpone y otra en el Centro de Lima, todas con un buen nivel de producción y afluencia de público. Hay un montón de espectáculos alucinantes y propuestas teatrales alternativas que la gente no conoce y a las que, por ejemplo, la revista Cosas, con su infinito poder y glamour, no presta atención.

2010 Y CONSEJO DE COMUNICADOR

Tu siguiente proyecto es La Jaula de las Locas. Primero, El Idiota, después, La Jaula.

Sí, se estrena en julio.

Vuelves a trabajar con Johanna San Miguel, y Diego Bertie hace de tu esposo.

Sí, yo soy la esposa. Me escogieron por mis formas de señora (risas).

Además, preparas un unipersonal para finales de año. El cual, dices, va a “sacar ronchas”.

Ojalá. A lo mejor no va nadie. Pienso convertir el Teatro Peruano Japonés en una sala de votación.

Los vas a estrenar en plena época electoral. Entonces, cualquier parecido con la realidad…

No es coincidencia.

Para terminar, ¿cuál es el mejor consejo que podrías darle a un actor o actriz joven que recién se inicia?

Que estudien otra carrera, además de la actuación. Necesitas tener un respaldo y estar informado. Un actor no tiente por qué ser una entidad artística alucinada. ¡Son cojudeces! Las personas tienen que saber de todo, y más los actores, los comunicadores.

TRAS EL TELÓN

Al igual que con Las brujas, para ir a Volpone debes comprar las entradas en Teleticket, o en la misma boletería del teatro. Las funciones van de jueves a lunes a las 8pm, pero solo hasta el 7 de febrero. Anda de una vez, mira que te estamos pasando la voz.

¿No sabes quién es Shantal Onetto? Bueno, nosotros no sabemos si hemos escrito bien su nombre. Pero sí sabemos que canta, y bastante bien. Entérate aquí (y después anda a escucharla en Volpone).

Carlín es tan pero tan bravo, que ha entrevistado incluso a Homer Simpson. ¡Hasta le propuso ser el primer Malcriado de El Trome! Pero Homer le deja esas cosas a Marge.

Nuestro Editor de Cultura recuerda a Carlos Carlín de Los de arriba y los de abajo. Dice que fue una telenovela bien mostra que vio en su chiquititud (¡asu, bien viejo lo vemos!).

Y claro, no nos podíamos ir sin un poquito del gran Tony en el mejor capítulo de Pataclaun.

Una respuesta a “entrevista a Carlos Carlín

  1. Carlos, te admiro mucho. (Y casi ILY).

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s